Durante esta época del año es importante ofrecer a los adolescentes actividades que les motiven y se adapten a sus gustos para crear una base donde las alternativas de ocio saludables predominen.

Pasan tiempo fuera de casa, tienen un montón de planes de muchos tipos y conocen gente nueva. Amplian sus horarios y sus hábitos cambian…

La comunicación familiar alcanza su máxima necesidad ante la demanda de independencia que solicitan en verano.

Os animamos a proponerles planes en familia que sean de su gusto:

-ir a un restaurante que les motive: hamburgueseria, heladeria….

-ir a lugares nuevos que nos saquen de la rutina familiar: turismo para todos…

-promover ratos de charla en casa, contar anécdotas propias….

Debemos confiar en el trabajo realizado y el entorno de confianza creado para que se encuentren seguros y escuchados y así se comuniquen y acepten los consejos que les podemos ofrecer.